ORDENACIÓN DIACONAL DE LOS MISIONEROS CLARETIANOS

Martes, 05/06/2018
Versión para impresiónSend by emailVersión PDF

 El obispo de Segovia, Don César Franco, presidió el pasado sábado la ceremonia concelebrada de Ordenación de tres nuevos diáconos de los Misioneros Claretianos, Hijos del Inmaculado Corazón de María, que se llevó a efecto en la Iglesia del Colegio Claret, y en la que estuvo acompañado por el Provincial de la Congregación, Pedro Belderrain

Rayappa Nathaniel (India), que ejerce sus tareas en el colegio de Segovia, Charles Rolando (Paraguay), que hace lo propio en el de Aranda de Duero, y Rafael Lee (Korea), estudiante en la sede de Colmenar, recibieron en este acto los distintos símbolos de las que, a partir de ahora, serán sus funciones: el Altar, la Liturgia y la Palabra.

El ritual de la imposición de la Dalmática, la estola cruzada y la entrega de la Palabra fue uno de los momentos más emocionantes de una ceremonia muy especial por su contenido, su significado y porque, cada vez, son menos frecuentes este tipo de acontecimientos religiosos.

Los nuevos diáconos estuvieron acompañados por varios de los Superiores y sacerdotes de las distintas Casas que los Misioneros Claretianos tienen a lo largo de la Provincia de Santiago y que engloba, además del Colegio de Segovia, a más de una treintena de comunidades entre colegios de enseñanza (7), colegios mayores (2), parroquias y otros centros repartidos por la geografía española de Aragón, Asturias, Castilla La Mancha, Comunidad Valenciana, Galicia. La Rioja y Madrid.

A partir de ahora, Rayappa, Charles y Rafael, continuarán su formación hacia el ministerio sacerdotal, en un periodo mínimo de seis meses.

La elección de Segovia como lugar de realización de un evento religioso de estas características no es casual pues, como se recordó en esta ordenación diaconal, la de nuestra ciudad, fue la tercera casa que se fundó, y la primera fuera de Cataluña -tras las de Vic y Barcelona- cuando corría el año 1861, y es un enclave muy reconocido por la familia claretiana que recientemente ha celebrado el nombramiento, dado a conocer por el papa Francisco, del Padre Aquilino Bocos como nuevo cardenal.